Qué es y cómo administrar el Test de Bender

Qué es y cómo administrar el Test de Bender

Cómo administrar el Test de Bender

El Test de Bender es una técnica de evaluación psicológica y neurológica basada en la teoría de la Gestalt utilizada para evaluar la percepción visomotora y las habilidades de coordinación visomotora de un individuo en la clínica psicopedagógica.

Fue desarrollado por la psicóloga estadounidense Lauretta Bender en la década de 1930 y ha sido ampliamente utilizado en la práctica clínica de los psicopedagogos y en la investigación psicológica.

El test consiste en una serie de figuras geométricas que el individuo debe copiar en una hoja de papel en blanco. Las figuras se presentan en un orden específico y deben ser copiadas con un lápiz sin levantar el papel ni trazar líneas adicionales. La prueba se realiza en silencio y sin instrucciones verbales adicionales.

La interpretación de los resultados del Test de Bender se basa en la calidad de las copias de las figuras y los errores cometidos. Por ejemplo, los errores pueden incluir la omisión de una parte de la figura, la adición de partes no presentes en la figura original o la rotación de la figura. La precisión, el detalle y la organización también son considerados en la evaluación.

Ficha técnica del Test de Bender:

Breve descripción: El Test de Bender es una técnica de evaluación psicológica utilizada para evaluar la percepción visomotora y las habilidades de coordinación visomotora de un individuo. Consiste en una serie de figuras geométricas que el individuo debe copiar en una hoja de papel en blanco.

Tipo de uso: El Test de Bender se utiliza en la evaluación psicológica clínica y en la investigación para evaluar la función cognitiva y perceptual de un individuo.

Otros test similares: Otros test similares al Test de Bender son el Test de Copia de Figuras de Rey y el Test de Copia de Figuras de Taylor.

Edades recomendadas: El Test de Bender se puede utilizar en individuos de todas las edades, aunque se considera más útil en la evaluación de niños y adolescentes.

Tipo de diagnóstico: El Test de Bender se utiliza para evaluar la percepción visomotora y las habilidades de coordinación visomotora de un individuo. Puede ser útil en el diagnóstico de trastornos neurológicos y psicológicos, como el trastorno del espectro autista, la dislexia y el trastorno por déficit de atención e hiperactividad.

Clasificación: El Test de Bender es una técnica de evaluación psicológica no verbal.

Modo de uso: El test se presenta al individuo como una serie de figuras geométricas que deben ser copiadas en una hoja de papel en blanco con un lápiz. Las figuras se presentan en un orden específico y deben ser copiadas sin levantar el papel ni trazar líneas adicionales.

Consigna: Al mostrar la figura (A) se le pide verbalmente al paciente: “Vas a copiar esta figura lo más parecido que puedas en esta hoja”. Una vez realizada la figura (A) se le dice: “Ahora te voy a ir mostrando de a 1 estas 8 tarjetas y las vas a ir copiando en la hoja lo más parecido que puedas”.

Criterios de medición y análisis: La evaluación de los resultados del Test de Bender se basa en la calidad de las copias de las figuras y los errores cometidos. Los criterios de medición incluyen la precisión, el detalle y la organización de las copias. La interpretación de los resultados también tiene en cuenta la edad y el género del individuo.

Parametrización: Los resultados del Test de Bender se pueden parametrizar mediante el uso de sistemas de puntuación estandarizados, como el Sistema de Puntuación Koppitz.

Los puntajes se basan en la calidad de las copias de las figuras, los errores cometidos y otros factores, y se utilizan para evaluar el nivel de desarrollo perceptual y cognitivo del individuo.

Trabajos e investigaciones académicas sobre el test de Bender y su uso

Para más detalles sobre este Test te recomendamos estos enlaces a investigaciones y trabajos académicos sobre el Bender:

«Bender Visual-Motor Gestalt Test: A Review and New Directions» (en inglés): Este artículo de investigación revisa la literatura existente sobre el Test de Bender, analiza sus fortalezas y debilidades y sugiere nuevas direcciones para su uso en la evaluación psicológica. Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3629273/

«El test de Bender. Un análisis crítico de la evaluación y sus instrumentos» (en español): Este artículo analiza críticamente el uso del Test de Bender en la evaluación psicológica, examinando sus fortalezas y debilidades y sugiriendo formas de mejorar su validez y confiabilidad. Disponible en: https://www.redalyc.org/pdf/761/76111104.pdf

«A critical review of research on the Bender Gestalt Test» (en inglés): Este artículo de investigación analiza críticamente la investigación existente sobre el Test de Bender, revisando su validez y confiabilidad y discutiendo sus limitaciones y fortalezas. Disponible en: https://journals.sagepub.com/doi/abs/10.1177/001440299206200405

«Uso del test de Bender en el diagnóstico del trastorno por déficit de atención e hiperactividad» (en español): Este estudio examina el uso del Test de Bender en el diagnóstico del trastorno por déficit de atención e hiperactividad, comparando los resultados de niños con y sin el trastorno. Disponible en: https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=5702606

«The Bender Gestalt Test as an Indicator of Mental Maturity» (en inglés): Este estudio examina la relación entre el Test de Bender y la madurez mental, comparando los resultados de niños y adultos jóvenes. Disponible en: https://www.jstor.org/stable/1418213

Es importante señalar que la investigación y el uso del Test de Bender ha sido objeto de críticas y controversias en cuanto a su validez y confiabilidad. Por lo tanto, se recomienda utilizar una variedad de técnicas y pruebas para evaluar la función cognitiva y perceptual de un individuo a evaluar y no basar los diagnósticos únicamente en los resultados del Test.

Recomendaciones de uso y análisis para Psicopedagogos clínicos:

Es bueno tener en cuenta algunas recomendaciones de uso y análisis del Test de Bender para psicopedagogos clínicos:

Comprender los fundamentos teóricos: Es importante que los psicopedagogos entiendan los fundamentos teóricos del Test de Bender y su uso en la evaluación psicológica. Esto incluye conocer la teoría del desarrollo perceptivo y motor, la teoría de la maduración cerebral y las teorías de la neuropsicología.

Administración y observación cuidadosa: La administración del Test de Bender debe ser cuidadosa y rigurosa para garantizar la validez y la fiabilidad de los resultados. Los psicopedagogos clínicos deben observar cuidadosamente el desempeño del paciente y registrar cualquier comportamiento inusual o patrón anormal de la ejecución.

Interpretación de los resultados: Los psicopedagogos deben interpretar los resultados del Test de Bender en el contexto de los datos obtenidos de otras pruebas de evaluación psicológica, así como de la historia clínica y el comportamiento actual del paciente. Es importante tener en cuenta que los resultados del Test de Bender no deben ser el único criterio para hacer un diagnóstico sino parte de una batería diagnóstica.

Consideración de factores culturales: Los psicopedagogos también deben tener en cuenta los factores culturales al interpretar los resultados del Test de Bender. Algunos patrones de ejecución pueden ser influenciados por la cultura, el idioma y las experiencias previas de los pacientes y sus familias.

Reporte y retroalimentación: Es importante que los psicopedagogos clínicos informen a los pacientes y sus familias sobre los resultados del Test de Bender y los hallazgos de la evaluación psicológica en general. La retroalimentación debe ser clara y comprensible, y los resultados del Test de Bender deben explicarse en un lenguaje sencillo.

Seguimiento y monitoreo: Los psicopedagogos clínicos deben realizar un seguimiento y monitoreo cuidadoso de la evolución del paciente a lo largo del tiempo. Los cambios en el rendimiento del Test de Bender pueden ser un indicador de progreso o regresión, y deben ser considerados en conjunto con otros datos clínicos y de evaluación.

Es importante tener en cuenta que estas recomendaciones no son exhaustivas y que los psicopedagogos clínicos deben seguir las directrices de su propia formación, asociación profesional y supervisores clínicos al usar el Test de Bender y otras pruebas de evaluación psicológica.